ALGO SOBRE MI

IMG_3753
Desierto de Marruecos. Diciembre 2016.

Mi nombre es Esther Velázquez Alonso. 

Soy madre de dos niñas, Blanca y Luna, las gemelas que no llegaron a nacer.

Crecí rodeada de los libros que leía mi padre y de los cuadros que pintaba mi madre.  Me decanté por los libros y ellos fueron mis primeros compañeros en este viaje que inicié hace ya muchos años.

Me doctoré en Economía y me especialicé en Economía Ecológica y en Economía Ecológica del Agua, de la que hice, más que mi especialidad, mi forma de vida. Junto a otros y otras economistas ecológicos, creamos la Red de Economía Ecológica en España, posterior Asociación (EcoEcoEs), de la que fui presidenta desde su fundación en 2006 hasta el año 2013; años que supusieron una bonita y enriquecedora experiencia.

Obtuve una plaza de Profesora Titular de Universidad en la Universidad Pablo de Olavide (Sevilla), donde actualmente ejerzo mi profesión académica.

Sin embargo, todos los esfuerzos hasta años antes se cobraron parte de mi salud y, tras una fuerte crisis personal, encontré una bella mujer, Berta Muñoz, que me inició en la terapia gestalt.

Aquellos años me abrieron un fascinante camino hacia mi interior que me llevó a seguir indagando mediante la Formación en Terapia Gestalt en La Montera (Sevilla).

Siguiendo esta pasión, uní mis conocimientos académicos y terapéuticos y creé El Laberinto de la Academia, un espacio en el que acompañar a los estudiantes de doctorado.

Y, junto a mi compañera de Formación, Rocío Andana, creamos Búho Blanco, un espacio de acompañamiento terapéutico del que guardo un entrañable recuerdo.

Durante los años de Formación, me uní a un Círculo de Mujeres, creado por Victoria Martos, para iniciar El Viaje Heroico de la Mujer; un viaje que me conectó con mi esencia femenina a un nivel del inconsciente profundo, descubriendo mi feminidad, mi intuición y mi creatividad.

Comencé a amar mi cuerpo de mujer y a reconocer mi capacidad de crear; me mostró la conexión con mi linaje femenino, la fuerza de la Madre Tierra, de la Madre Agua y la magia de la Luna.

Tratando de ampliar mi visión, me formé con Isabel Jimenez en Constelaciones Familiares para terapia individual, abriendo mi corazón para dar cabida a todo aquello que había sido excluido. Fue aquello un hermoso regalo del que sigo disfrutando…

Con Malika Avani hice un transformador taller de Tambor y Voz.

Fue la primera vez que escuché la voz, la voz de mi alma, como me dijo otra maravillosa mujer, Marly, que me enseñó la fuerza de la Madre Tierra.

En todo este camino, fueron los sueños los que me guiaron hasta llegar a la Ecología Espiritual y a  los Sueños del Alma.

Junto a Alejandra Warden, navegué por aguas profundas que me dieron la oportunidad de ver más allá de la dualidad en la que me moví durante algún tiempo.

Tras cuatro ilusionantes años en Búho Blanco, me di permiso para seguir a mi alma y creé «YakuMama. La Voz Recobrada», un espacio de acompañamiento terapéutico, donde sigo acompañándome y acompañándote.

Poco después, una mujer de esas que son hermanas de alma, Menchu Eligio, me invitó a formar parte de un grupo de 12 maravillosas mujeres. Desde entonces caminamos de la mano en el Círculo de Consciencia Femenina.

He viajado mucho y he aprendido que los libros, mis fieles compañeros, no están reñidos con la creatividad de un maravilloso cuadro.

Hoy me permito seguir aprendiendo a través de ellos, libros y cuadros, palabras e imágenes, universidad y terapia, racionalidad y magia, uniendo lo que siempre estuvo unido.

Pero por encima de todo, mi creatividad, en otros tiempos aletargada, hoy se nutre del contacto con lo que somos, con lo que soy; del contacto con la Tierra, con la PachaMama; con el Agua, con la YakuMama…

Como me diría un hermoso hombre, amigo del alma: «Ay amiga, tanto estudiar para volver a la Tierra…», para volver al agua…

Y aquí sigo navegando, ahora de una forma más consciente, volviendo al agua, a la YaKumama, recordando lo que tiene que ser recordado;

alzando la voz para lanzar al viento la semilla fecunda que germine en lo más profundo y sea regada por lo más sagrado.

Y así, podamos seguir recordando para crear una Tierra Nueva.

Agradecida a tantas mujeres y hombres que me han acompañado en mi camino.

Especialmente mi padre y mi madre, mis abuelas y abuelos. Rafa, mi compañero de vida.

Una respuesta a «ALGO SOBRE MI»

  1. Buenos días Esther, te dejo este comentario por aquí por que no he encontrado una dirección de correo para poder enviartelo vía e-mail. En primer lugar, soy Carlos Suárez (El despertar de las Conciencias) Te escribía para decirte que hemos cambiado el nombre del blog y esperemos un poco su difusión (en el sentido positivo, con animo de hacerla mayor y abarcar más temas). Te dejo la nueva dirección por aquí. Un saludo y muchas gracias por todo.

    economichange.wordpress.com

    Carlos Suárez

    Me gusta

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: